miércoles, 3 de junio de 2020

El escándalo de dopaje en Rusia volverá a la máxima corte deportiva en noviembre, cuando se definirá si se impone una suspensión de cuatro años al uso de la bandera, himno y colores de ese país en los campeonatos mundiales y Juegos Olímpicos.
El Tribunal de Arbitraje del Deporte (TAS) informó el martes que su panel de jueces escuchará la exposición de evidencias del 2 al 5 de noviembre, en relación con el caso de dopaje presuntamente auspiciado y encubierto por el Estado.
No se dio un cronograma para anunciar el veredicto en un caso que se ventilaría en las oficinas generales del TAS, ubicadas en Lausana, la ciudad suiza que alberga también la sede del Comité Olímpico Internacional