viernes, 22 de mayo de 2020

El presidente de la Liga Nacional de Baloncesto, Antonio Mir, fue preciso al tocar un tema espinoso con el que chocará no solo el torneo de esa entidad, sino también el deporte dominicano, el cual enfrentará el cruce de eventos deportivos, ya sea nacionales (LNB-béisbol) o regionales; como también el aspecto económico. Todo esto como resultado del coronavirus.
Si se toma en cuenta el proceso de reapertura, por la pandemia, se observa que al deporte le tocará a partir del 24 de agosto, en la fase 4.
Eso dejará tan solo poco más de cuatro meses para que se organicen todos los campeonatos deportivos que tiene el país. En el caso de la LNB, Mir observa pocos inconvenientes con respecto a que choque con el béisbol otoño-invernal dominicano. Lo dice por experiencia: En el 2019, las Estrellas Orientales y los Gigantes del Cibao jugaron en San Francisco de Macorís y cuatro horas más tarde, se enfrentaban los Indios de San Francisco contra los Metros de Santiago y la asistencia fue repartida para ambos.