martes, 21 de abril de 2020

Florida.— Ser el dueño de seis anillos de campeón del Super Bowl podría darte trato preferencial en muchos lugares, pero al ex quarterback de los Patriots Tom Brady aprendió el lunes que no sirve de mucho cuando te pillan entrenando en un parque que ha sido cerrado al público debido a la pandemia de coronavirus.
La alcaldesa de Tampa Jane Castor dijo durante una rueda de prensa que el nuevo mariscal de campo de los Buccaneers fue visto entrenándose en un parque del centro de la ciudad por una patrulla. El empleado se le acercó para decirle que debía irse del lugar y reconoció al astro de 42 años.
“Lo sorprendimos”, dijo Castor.
La ciudad de Tampa tuiteó en su cuenta el lunes: “Lo lamentamos @TomBrady! Nuestro personal de @tampaparksrec está ávido de darte la bienvenida a nuestra comunidad con grandes sonrisas — hasta entonces, toma recaudos, quédate en casa todo el tiempo que se pueda para poder aplanar la curva”.
Recientemente, Brady se mudó con su familia a la mansión amoblada que le alquila a Derek Jeter, el ex astro de los Yanquis de Nueva York, en Tampa.
El cuatro veces MPV del Super Bowl se fue de los Patriots de Nueva Inglaterra y firmó un contrato de dos años y 50 millones de dólares con los Bucs como agente libre, uniéndose al equipo con el peor porcentaje de victoria en la historia de la NFL.