viernes, 7 de febrero de 2020

El mercado de fichajes de la NBA se cerró de forma frenética con importantes nombres cambiando de camiseta.
A última hora hubo dos operaciones de gran calado. En la primera, Andre Drummond se fue a Cleveland a cambio de que los Pistons recibieran a Brandon Knigth, John Henson y una segunda ronda.
El pívot de 2,08 metros y 26 años, participante en dos All Star, estaba en muchas quinielas para ser traspasado pese a ser el mejor reboteador de la NBA con un promedio de 15,8 por encuentro.
Finaliza contrato y era una pieza apetecible para muchos equipos.
Otro movimiento interesante tuvo a los Clippers como protagonistas.
La franquicia angelina, en una operación a tres bandas, obtuvo a Marcus Morris, por quien también se interesaron los Lakers, y a Isaiah Thomas.
Sobre todo con el primero, los Clippers refuerzan sus aspiraciones de luchar por el anillo. Los Knicks recibieron a Moe Harkless, Issuf Sanon y una elección de draft de los Clippers en 2020. Y, por último, los Wizards se llevaron a Jerome Robinson.
Se esperaban movimientos en otros candidatos a hacer grandes cosas esta temporada, como los Lakers y los Celtics, que finalmente no se produjeron.
Los angelinos no se han deshecho de Kyle Kuzma, que entraba en muchas operaciones, y ahora podrían firmar al base Darren Collison. De los españoles, sólo se movió Juancho Hernangómez de los Nuggets a los Wolves.