miércoles, 21 de octubre de 2020


Los Rays de Tampa Bay ratificaron la presencia en el box este miércoles del zurdo Blake Snell para el segundo juego de la 116ª Serie Mundial de béisbol entre la novena tampeña y los Dodgers de Los Angeles.

Snell tuvo marca de 4-2 con efectividad de 3,24 en la temporada regular, pero su inicio más largo de la campaña fue un partido de cinco y dos tercios de entradas.

Esa dinámica continuó en la postemporada, ya que el ganador del premio Cy Young en el 2018 aún no ha lanzado seis o más entradas en cuatro aperturas de los playoffs.

El enfrentamiento contra los Dodgers podría ser favorable para Snell, ya que Los Ángeles estuvieron más efectivos ofensivamente frente a lanzadores derecho.

El único bateador en la alineación de los Dodgers que tiene más de un turno al bate contra Snell es Mookie Betts, quien va de 23-7 con un jonrón y dos ponches cuando jugaba con los Medias Rojas de Boston.

Los Rays, equipo de bajo presupuesto, están muy confiados en su pitcheo abridor para frenar la poderosa ofensiva del conjunto californiano.

La novena tampeña ha tenido un excelente juego durante toda la postemporada al eliminar a los Azulejos de Toronto por 2-0 en la Serie de Comodines, por 3-2 a los Yanakees de Nueva York en la Serie Divisional y al máximo de siete juegos (4-3) a los Astros de Houston por el campeonato de la Liga Americana.

Por su parte, los Dodgers anunciaron a Tony Gonsolin para subir al montículo en el partido que está programado para las 8:08, en el condado Arlington, de Texas. Walker Buehrle está anunciado para subir al montículo en el tercer partido de la serie.

Los Dodgers, el mejor equipo en la temporada regular, eliminaron en la primera etapa de comodines a los Cerveceros de Milwaukee por 2-0, a los Padres de San Diego por 3-0 en la Divisional y por 4-3 a los Bravos de Atlanta por la corona de la Liga Nacional.

 

 

 

 

CREDITOS A DIARIO LIBRE.