jueves, 4 de julio de 2019

Nombres ilustres adornaron la veta de prospectos dominicanos firmados este año en julio 2 por las distintas organizaciones del béisbol organizado de los Estados Unidos.
Tanto así, que los bonos más caros del mercado internacional fueron para los peloteros de República Dominicana.
Dentro de todo ese glamour, aparecen los nombre de los cotizados jóvenes peloteros Adael Amador, Oscar Aude y Allan Castro, del Programa Pimentel Prospect League (PPL), quienes firmaron con la organizaciones de los Rockies de Colorado y Medias Rojas de Boston.
El campo corto Amador fichó con los Rockies por un bono de un millón 500 mil dólares. Aude firmó por 400 mil dólares con la misma franquicia y Castro lo hizo con los Medias Rojas.
“Nos sentimos altamente regocijado por las firmas de tres jugadores más de nuestra finca, en esta ocasión Adael Amador, Oscar Aude y Allana Castro.
Amador, de 5’11” y 160 libras, es un fenómeno; un torpedero premium con un “fusil” en el brazo, que puede tirar fuera de balance; también es dueño de un bate dulce de contacto y poder con paciencia en el home, que combina con una vista de halcón para identificar pitcheos y tiene “turbinas” en sus piernas a la hora de correr las bases, virtudes que provocaron su fichaje.
Aude, jardinero, tiene un fildeo elegante acompañado de un portento tiro a las bases y un bate rápido.
“Este muchacho lo puede hacer todo en el terreno de juego”, dijo Cristian Pimentel, presidente de la PPL.
Explicó que puede batear con poder, promedio, correr, fildear y poseer un portentoso brazo capaz de sacar de outs a corredor más veloz desde el fondo de su posición.
Mientras que el también campo corto Allan Castro, de Boston, se perfila será un jugador de Grandes Ligas.
“Desde un primer momento Castro se ganó el respeto y admiración de los escuchas”